Así avanza el Teletrabajo, en Colombia

Así avanza el Teletrabajo, en Colombia

A partir de la cuarentena decretada en todo el país, debido a la pandemia del COVID-19, el trabajo en casa ha tomado mucha fuerza en numerosas compañías, que han encontrado en esta una alternativa temporal para continuar con su operación, pese al aislamiento obligatorio.

Esto llevó a que el Ministerio del Trabajo emitiera, recientemente, los decretos 770 y 771, en los que especifica los requisitos para llevarlo a cabo, durante el Estado de Emergencia, y así garantizar el bienestar de los trabajadores.

A su vez, muchos empleadores han empezado a interesarse por la modalidad de teletrabajo, la cual es reconocida en Colombia con la Ley 1221 de 2008, y tiene decretados todos los parámetros que deben cumplir las empresas para implementarlo, desde 2012, convirtiéndose en una medida permanente dentro de los modelos de contratación.

Álvaro José Mosquera Suárez, asesor regional de la Iniciativa del Teletrabajo del Ministerio de Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones, explica que algo que siempre es mencionado en sus talleres y que debe ser tenido en cuenta por las compañías interesadas en la modalidad es el ajuste de su reglamento interno de trabajo, los contratos, la coordinación de un proceso de transición y de entrenamiento con el personal.

“La ARL debe validar que el puesto de trabajo del teletrabajador, en su casa, sea seguro”, indicó.

Igualmente, llegan algunos ajustes organizacionales, como los de su planta física, que al tener menos trabajadores presenciales podría variar, y el factor técnico y tecnológico, que debe pactarse con cada empleado, dependiendo de su rol y necesidades, así como los porcentajes de energía y de conexión que debe cubrir la empresa.

“Hay un tema de cambio cultural, respecto a los horarios. Se deben respetar los tiempos, como cuando el empleado está de forma presencial, y medir los desempeños por productividad”.

Con relación a los deberes de los empleados, el licenciado Mosquera, quien lleva diez años trabajando para el Ministerio TIC, mencionó la importancia de que estos cumplan con todas las normas de Seguridad y Salud en el Trabajo, en sus espacios para laborar desde sus casas, así como con el horario determinado en su contrato, y reportar si debe ausentarse para alguna diligencia, como lo hacía al estar en la oficina.

Opciones de capacitación del MinTIC, para impulsar el teletrabajo

Como parte de su estrategia de divulgar toda la información necesaria sobre el teletrabajo, el Gobierno Nacional y el Ministerio TIC han puesto a disposición de las empresas y de la ciudadanía diferentes herramientas y portales, para la apropiación de tecnologías.

“Tenemos sitios web de formación, como En TIC Confío, Redvolución y Ciudadanía Digital, que tiene más de 86 cursos certificados. También, está Empresario Digital, que apoya el desarrollo de habilidades en varias áreas de conocimiento, como comercio electrónico, que a la fecha ha beneficiado a más de 100 empresarios del país”, explicó.

Algunos de estos contenidos están construidos en alianza con partners del Gobierno, como el caso de Google y Coursera, y pueden estar disponibles únicamente para personas de estratos 1 y 2 o que residen en zonas rurales.

Igualmente, la firma del Pacto por el Teletrabajo, un acuerdo de intención entre MinTIC, MinTrabajo y las organizaciones públicas y privadas, para impulsar esta modalidad en el país, ha puesto a disposición de los firmantes talleres y eventos exclusivos, así como todo un acompañamiento técnico, para cumplir con su implementación.

“A 2018, teníamos más de 122 mil teletrabajadores en Colombia, con labores eficientes y productivas. Muchos empresarios respaldan la modalidad, porque ven resultados, tienen trabajadores felices y con mayor calidad de vida. Seguramente, el mapa de implementación cambiará en este año, ya que incluso administraciones municipales se han puesto la meta de aplicarlo”.

Sobre los problemas de conectividad que suelen experimentarse en algunas zonas del país, el funcionario manifestó que el MinTIC tiene la meta de pasar de 52% de hogares conectados a Internet al 70%, especialmente en zonas rurales y estratos 1 y 2.

“Allí cobra gran relevancia la Ley TIC 1978 de 2019, con la que se dio un marco jurídico para facilitar el alcance de esos objetivos. Colombia no es un país fácil de cubrir, por sus condiciones geográficas, pero se ha venido trabajando con los operadores y respetando todas las normas medioambientales”, aseguró.